Almacenadora Mercader, S.A. de C.V. (ALMER)

Para consultas y comentarios para la CII, contacte con:
El equipo de Comunicaciones de la CII
Correo electrónico: divulgacionpublica@iadb.org

Para consultas acerca de proyectos, incluyendo preguntas medioambientales y sociales relacionadas con las inversiones de la IIC, por favor, contacte con el cliente o con la CII utilizando la información de contacto proporcionada anteriormente. Adicionalmente, las comunidades afectadas por alguno de nuestros proyectos tienen a su disposición el acceso al Mecanismo Independiente de Consulta e Investigación de la CII.
Teléfono:+1 (202) 623-3952
Fax: +1 (202) 312-4057
Dirección: 1300 New York Ave. NW Washington, DC. USA. 20577
Correo electrónico: mecanismo@iadb.org o MICI@iadb.org

Número de proyecto: 
ME3453A-01
Fecha prevista para consideración del Directorio: 
02/08/2005
Fecha de publicación: 
01/07/2005
Compañía: 
Almacenadora Mercader, S.A. de C.V. (ALMER)
Monto de Financiamiento Solicitado: 
Sector: 
Agricultural Products
Ubicación: 
País: 
Alcance y objetivo del proyecto: 
Establecer un programa de financiamiento para el sector rural, a través de un crédito a mediano plazo de US$10 millones a ALMER, empresa líder en el sector de almacenes generales de depósito, a fin de apoyar las compras de granos para elaboración de tortillas, a los pequeños productores agrícolas en las principales regiones productoras de México. Este es un mecanismo innovador de apoyo para el sector alimentario que dará a los pequeños productores acceso a financiamiento y a la vez constituye un avance en el desarrollo del mercado local de capitales.

Revisión de temas medioambientales: 

Clasificación y consideraciones medioambientales:

Clasificación: Se trata de un proyecto de categoría III según el procedimiento de revisión medioambiental de la CII, porque puede tener como resultado ciertos efectos que pueden evitarse o mitigarse siguiendo normas, directrices y criterios de diseño generalmente reconocidos. Las principales consideraciones ambientales y laborales relacionadas con el proyecto incluyen la gestión ambiental, seguridad y salud de los trabajadores, seguridad en caso de incendio y la respuesta en caso de emergencias, control de plagas, emisiones atmosféricas, residuos sólidos y efluentes líquidos, higiene y control de calidad, así como consideraciones laborales.

Gestión ambiental: Por recomendación de la CII, ALMER ha desarrollado un Plan de Gestión Ambiental. Se desarrolló con base en las normas ISO 14000 e incluye un cronograma para la implementación de actividades y supervisión en materia de medio ambiente, con el fin de asegurar que sus instalaciones cumplan con las leyes nacionales y las directrices medioambientales de la CII. El Plan de Gestión Ambiental incluye la presentación de un informe acerca de la seguridad y la salud de los trabajadores, la seguridad en caso de incendio y la respuesta en caso de emergencias, el control de plagas, el manejo de residuos sólidos y el vertido de efluentes, la higiene y el control de calidad, así como consideraciones laborales. Aunque la ejecución de algunas actividades se ha retrasado por causas presupuestales, ALMER deberá reprogramar su ejecución para que éstas se lleven a cabo a satisfacción de la CII.

Seguridad y salud de los trabajadores: El departamento de salud y seguridad de ALMER proporciona a los trabajadores capacitación en salud y seguridad mediante cursos que se imparten periódicamente a todos los empleados en las instalaciones de ALMER. La compañía también ha elaborado material y manuales de capacitación que se distribuyen a los empleados. En octubre de 2004, se dio capacitación a 36 funcionarios en primeros auxilios, soporte vital básico y prevención de accidentes. Además, se proporciona a los trabajadores los equipos de protección necesarios, así como un seguro médico y servicio de primeros auxilios. Se lleva un registro de todos los accidentes laborales, los cuales se analizan constantemente. Las estadísticas laborales de la empresa muestran que durante el 2004 el número de accidentes de trabajo disminuyó en comparación al mismo periodo del 2003, lo cual demuestra el esfuerzo de ALMER para que sus trabajadores acaten el programa de capacitación en prevención de accidentes.

Seguridad en caso de incendio y respuesta en caso de emergencias: Las instalaciones de la compañía están dotadas de extintores de incendios distanciados no más de 15 metros entre sí, con hidrantes de incendios en los centros más importantes, así como rótulos que identifican las salidas. La compañía coordina con los cuerpos de bomberos locales y realiza periódicamente simulacros de evacuación. Durante el 2004 se realizaron simulacros de incendio, con prácticas de uso de extintores, en 14 de las unidades de almacenamiento. Se cuenta con rótulos (prohibido fumar, etc.) y se ha proporcionado capacitación sobre la manera de reducir el riesgo de fuentes de ignición, tales como chispas eléctricas, llamas y superficies calientes. Los silos cuentan con conexiones a tierra a fin de evitar incendios provocados por rayos.

Control de plagas: En las instalaciones del proyecto se emplea una limitada cantidad de insecticidas y rodenticidas. Todos estos productos químicos están registrados con la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) y la compañía cuenta asimismo con un estricto programa de control de existencias. Los productos químicos se guardan en un cuarto seguro cerrado con llave y las etiquetas de los contenedores cumplen con los requisitos de la Secretaría de Salud, incluyendo el mismo esquema de clasificación para identificar el grado de toxicidad que emplea la Organización Mundial de la Salud (OMS). En las etiquetas también aparece información acerca de las instrucciones de uso, medidas de precaución, primeros auxilios, condiciones apropiadas de almacenamiento y transporte e incompatibilidad con otros productos (en su caso). Además, el personal que trabaja con estos productos recibe capacitación especial en seguridad y salud, y en el cuarto donde se guardan los productos químicos se encuentran un manual de instrucciones y un registro (para controlar el empleo de los productos).

Emisiones atmosféricas: La emisión a la atmósfera del polvo que se levanta al manipular los granos no ejerce un efecto importante porque la compañía ha puesto en práctica medidas para controlar el desprendimiento de polvo. Estas medidas incluyen aspiradores en los silos más grandes, y mangas filtrantes en el conducto que lleva el grano del silo al vehículo en el que se transportará. Las emisiones procedentes de los hornos de secado son relativamente insignificantes porque queman gas natural, y solamente algunas de las instalaciones tienen hornos. (Una de las ventajas de la combustión de gas natural es que desprende menos material particulado y dióxido de azufre en comparación con otros combustibles, como por ejemplo el petróleo.)

Residuos sólidos: Son mínimos los residuos sólidos que se generan en las instalaciones de la compañía, pues consisten principalmente en basura doméstica. Una vez vacíos, los contenedores de insecticida y rodenticida se devuelven a los fabricantes.

Efluentes líquidos: Los efluentes líquidos del proyecto son mínimos y consisten principalmente en aguas servidas. La mayoría de los centros se encuentran en zonas rurales sin posibilidad de conectarse a sistemas municipales de tratamiento, por lo que las aguas servidas se tratan en fosas sépticas. Sin embargo, algunos centros sí están conectados a plantas municipales de tratamiento de aguas servidas.

Higiene y control de calidad: La compañía ha puesto en práctica una serie de medidas para garantizar la calidad de los granos que se almacenen en sus instalaciones. Entre dichas medidas cabe citar el control de calidad de los granos al entrar y salir del almacén o de los silos, la toma de muestras y el análisis químico de los granos recibidos (p. ej., de aflatoxinas y micotoxinas) y el rechazo posterior de los granos que tengan un elevado nivel de toxinas, la toma de muestras y el análisis físico para detectar impurezas y diferentes tipos de desperfectos, y la supervisión constante de la calidad del producto almacenado y las condiciones del almacén o del silo (humedad, etc.), así como la capacitación de los trabajadores en materia de procedimientos de control de calidad.

Consideraciones laborales: México se ha acogido a los principios laborales fundamentales relacionados con los derechos de los trabajadores, tales como la libertad sindical, el derecho a la negociación colectiva, la prohibición del trabajo forzoso y un código relativo al trabajo infantil que protege a los niños y fija una edad mínima para trabajar. Los patrocinadores del proyecto mantienen buenas relaciones con sindicatos laborales.

Seguimiento e informes anuales: La CII verificará que la compañía siga adelante con la implementación del Plan de Gestión Ambiental de manera aceptable a los estándares requeridos por la CII, en relación con las medidas de protección del medio ambiente, seguridad y aspectos laborales que se citan en el presente resumen. Los patrocinadores presentarán un informe anual en el que se resumirán los datos de seguimiento relacionados con la seguridad y la higiene laboral, la seguridad en caso de incendios, el reporte de accidentes, las emisiones atmosféricas, el vertido de efluentes líquidos, el manejo de residuos sólidos, la higiene y el control de calidad y asuntos laborales.